• ALEJANDRA OROZCO

Tuxtla está listo para ser gobernado por un empresario: Jorge Martínez


El empresario tuxtleco Jorge Martínez, candidato por la vía independiente a la presidencia de la capital chiapaneca, sostiene que es el único de todos los contendientes que nunca ha sido político ni funcionario, es un contador público que se ha dedicado toda la vida a la industria de la construcción.

Su carrera política comenzó con un tweet, el 27 de septiembre del año pasado, cuando platicando con un amigo, admitió que era una vergüenza que la capital del estado más rico estuviera así, tan abandonada y llena de necesidades.

“Los tuxtlecos no nos merecemos estar como estamos, nos han vendido un producto que no sirve, que son los políticos, esos son buenos para convencernos pero no para cumplirnos, nos han mentido y nos han defraudado a todos, incluyéndome. Soy el único candidato elegido por el pueblo y no por un partido, estoy aquí por el coraje que tengo de cómo está Tuxtla”, dijo.

El contador y empresario tiene gustos y aficiones deportivas, pues fue campeón goleador de la liga municipal tuxtleca en su juventud, le encanta jugar golf e incluso fue campeón nacional de este deporte, lo que demuestre que todo lo que hace, lo hace bien, con dedicación y esmero.

Si ganara las elecciones venideras, lo primero que haría sería poner orden, porque si hay orden hay progreso, Jorge piensa que si vives en un estado de derecho no vas a tener problemas, pero no lo hay, reconoce que los tuxtlecos vivimos en una anarquía.

Una vez tocado el tema del estado de derecho, considera lamentable que sus compañeros empresarios estén perdiendo su dinero, pues si bien los maestros deben tener sus reclamos, no tienen por qué atentar contra los empresarios.

“La reforma educativa es necesaria, se requiere revisarla como cualquier ley porque puede tener fallas, pero hay formas, hay grandes grupos que han venido a invertir a Tuxtla y están cancelando, se están yendo, y como empresario sé cuánto te cuesta ganarte el pan día a día”.

Entre las primeras acciones en caso de su triunfo, está hablar con su gabinete porque tiene claro qué quiere para Tuxtla: que sea seguro, iluminado, bonito, que la gente abra el grifo y salga agua en vez de aire, pero esto no es posible por el alto nivel de corrupción que existe y esto no puede ser, sabe que hay miles de aviadores y piensa acabar con ellos.

“Ya tengo dos o tres personas pensadas para mi gabinete, muy capaces, pero si hay alguien valioso de otro proyecto que se sume, adelante, pero yo ya tengo gente muy capaz, también ya le envié cartas a todas las cámaras para de ahí sacar a mi equipo, con la gente más capacitada”, dijo.

Uno de los temas más demandados por los capitalinos es la seguridad, por lo que piensa reforzar y dotar de herramientas a los policías, ya que una policía fuerte es una ciudad segura; para esto, piensa implementar rayos x en las entradas a la ciudad, la policía montada para zonas de difícil acceso vehicular, más patrullas, drones, y policías preparados.

“A los policías, los vamos a capacitar, no los vamos a correr, hay que darles seguridad social y vivienda, certeza jurídica, medicamentos, pero así también al que lo haga mal le irá mal, habrá piso parejo en todos los aspectos”.

Para todo ello, la educación es fundamental, Jorge no puede creer que ya no exista la materia de civismo, por lo que uno de sus planes es enviar –ya sea como presidente o como ciudadano- una iniciativa de ley para que laprevención del delito se incluya en la educación, para que los jóvenes sepan qué es un delito y no lo cometan.

Con un presupuesto de 13 mil pesos para su campaña, el candidato independiente señala que se la está “echando a puro golpe de calcetín”, y se muestra agradecido con los medios de comunicación, que lo están apoyando mucho para dar a conocer su propuesta.

“Cuando llego a las colonias les explico que no traigo gorras ni playeras, pero sí unas ganas inmensas de cambiar las cosas, la gente ha respondido y me ha aceptado bien, cumplí con los tiempos del INE en tiempo récord, junté las firmas para mi candidatura en 18 días gracias a los miles de tuxtlecos que han confiado en mí, ya me llamaron de algunos partidos políticos pero no quise irme con ellos, no le voy a quedar mal a la gente que confió en mí como independiente”.

Aunque ganar es la única posibilidad que vislumbra, en caso de que pierda, se irá a su casa con la conciencia tranquila de que cumplió, pero está seguro de que va a ganar y reafirma que no tiene necesidad de servirse, más bien quiere servir, pues Tuxtla tiene hambre y sed de justicia.

“El hambre se quita apoyando a la micro, pequeña y mediana empresa, a las mujeres empresarias, la industria de la construcción que es la más grande de Tuxtla, representamos el 70 por ciento del total y después viene el turismo, el magisterio”, comparte.

Jorge asegura que sabe cómo hacerlo, pues ya se ha dedicado a bajar recursos federales para obras carreteras en Ixtapa, San Cristóbal, la imagen del andador Guadalupano, pavimentación en San Pedro Buenavista, la carretera Tonalá – Puerto Arista; todas esas obras están ahí, por lo que asegura que no es un invento, ni un improvisado.

“Recuerda que yo soy contador público, sé leer y hacer auditorías, y si por mí fuera, meto a la cárcel a los 10 últimos alcaldes, estoy dispuesto a investigar y sancionar como se debe a quien no respete o no haya respetado la ley, yo no tengo ningún padrino”, afirmó.

Otra de sus acciones previstas es un programa para aumentar la pernocta y visita a la capital chiapaneca, se llamará “Enamórate de Tuxtla”, y con este tipo de acciones, piensa demostrar que sabe cómo hacer las cosas, y que es el mejor candidato para la alcaldía… es más, reta a los demás a que si alguno ha hecho más por Chiapas que él, se retira de la contienda.

#JorgeMartínez #TuxtlaGutiérrez #Candidaturapresidencial #Entrevista