top of page
  • AFP

AMLO no quita el dedo del renglón sobre el Tren Maya


La obra del Tren Maya ha sido sin a lugar a duda el tema más controversial, y hasta cierto punto peleado; la razón ya la sabemos, unos a favor y otro en contra. Greenpeace México hizo un llamado al presidente Andrés Manuel López Obrador a suspender de inmediato las operaciones de construcción del Tramo 5 del Tren Maya, obras que van de Cancún a Tulum y que dijo, ponen en riesgo un sistema de ríos subterráneos así como la flora y fauna del lugar. Por medio de su cuenta de Twitter, la ONG hizo el pronunciamiento dirigido al presidente López Obrador, donde además destacó que el gobierno incurre en un ilícito, pues Greenpeace México asegura que no existe una Manifestación de Impacto Ambiental, respecto a la construcción del Tren Maya en la región del sureste mexicano. “Nos preocupa que no exista una Manifestación de Impacto Ambiental lo cual, además de incurrir en un acto ilegal, dañará de forma irreversible la Selva Maya”, escribió la ONG en su cuenta de Twitter, acompañado de la imagen de activistas protestando en el tramo 5 con una pancarta gigante que dice “protejamos la selva maya”. El exhorto de Greenpeace México a AMLO se suma al de la Ocean Futures Society, creada por el explorador acuático, Jean Michael Cousteau y a la solicitud de ambientalistas, investigadores, académicos, artistas y músicos, para que el presidente, Andrés Manuel López Obrador, les escuche y recorra con ellos el Tramo 5 por donde, señalan, comenzó la devastación de la selva. En Playa del Carmen, activistas de Greenpeace y otros grupos ambientalistas frenaron simbólicamente los trabajos del tramo 5 del Tren Maya, que corre de Cancún a Tulum, en un intento por salvar de la destrucción los recursos naturales de la región. Desde las 7 de mañana, los activistas desplegaron una manta con el mensaje “Protejamos la selva maya” al tiempo que ocho de ellos inmovilizaron con sus cuerpos la maquinaria pesada con que se realizan las obras del proyecto emblema del gobierno lopezobradorista. Con imágenes, los manifestantes denunciaron la enorme devastación que ha sufrido la zona que al momento abarca ya una longitud de al menos 30 kilómetros de selva con 60 metros de ancho. Lo anterior contraviene la promesa de conservar un trazo sobre el derecho de vía existente y lo que es peor, carece de Manifestación de Impacto Ambiental (MIA), con lo que se viola los artículos 170 a 174 de la Ley General de Equilibrio Ecológico y Protección al Ambiente (LGEEPA). Aleira Lara, directora de campañas de Greenpeace México, instó al presidente Andrés Manuel López Obrador a suspender inmediatamente las operaciones en el tramo 5 del Tren Maya, que abarcará 121 kilómetros de doble vía, con 5 estaciones y 3 paraderos y que irá del aeropuerto de Cancún hasta el libramiento a Tulum. Ese es por el lado que rechaza dicho proyecto, mientras que el Presidente Andrés Manuel López Obrador defendió de nuevo el proyecto de construcción del Tren Maya: rechazó que sus trazos estén provocando daños mayores y aseveró que se están generando más de 50,000 empleos y sembrando más de 200,000 hectáreas de árboles. “No hay daños mayores y ya expliqué que vamos a sembrar, ya estamos sembrando 200,000 hectáreas”, dijo este lunes. El presidente se refirió de nuevo a la campaña Sálvame del Tren con la que actrices, actores y cantantes como Eugenio Derbez, Natalia Lafourcade, Omar Chaparro, Bárbara Mori y Rubén Albarrán convocaron a “salvar la selva y el agua” ante el paso del Tren Maya. De acuerdo con el mandatario, los 1,500 kilométros para comunicar a Tabasco, Chiapas, Campeche, Yucatán y Quintana Roo no afectan a los cenotes ni a los ríos subterráneos. El Tren Maya es una de las obras insignia del presidente López Obrador, que se prevé inaugurar en 2023, con un costo de alrededor de 200,000 millones de pesos.

El presidente comentó que ha prevalecido la “falta de información”; “¿Por qué la inconformidad? Porque unos no tienen la información, y pues auténticamente se preocupan… Lo otro es mala fe, entonces poco a poco se va a ir sabiendo más, pero en todo esto también hay una actitud clasista”, comentó. “¿Por qué es esta obra? Todo el sureste quedó en el abandono durante el periodo neoliberal, eso lo pueden constatar con datos estadísticos de cómo Tabasco, Chiapas, Campeche, Yucatán e incluso el sur de Quintana Roo no tuvo crecimiento en más de 30 años, estamos hablando de cero crecimiento”, detalló.

Entradas Recientes

Ver todo
bottom of page