• EFE

Congreso realiza "histórico" debate abierto de la reforma eléctrica

Ciudad de México.- La Cámara de Diputados de México inauguró este lunes un "histórico" ejercicio de parlamento abierto con el que abrirá el debate durante un mes de la polémica reforma eléctrica impulsada por el presidente Andrés Manuel López Obrador.



“Es un hecho histórico, inédito. Nunca en la cámara se había dado un ejercicio de esta magnitud", expresó Sergio Gutiérrez Luna, presidente de la Cámara de Diputados y perteneciente al gobernante Movimiento Regeneración Nacional (Morena).


Especialistas, empresarios y autoridades debatirán la reforma constitucional que López Obrador propuso en septiembre para fortalecer a la Comisión Federal de Electricidad (CFE), empresa del Estado, y revertir varios puntos de la reforma energética de 2013 que abrió el sector a los privados.


La reforma causa controversia porque limitaría a 46 % la participación privada en generación eléctrica, eliminaría los reguladores autónomos de energía, cancelaría todos los contratos de autoabastecimiento, y priorizaría el despacho de las plantas fósiles de CFE sobre las renovables de privados.


Los gobernadores de Morena, presentes en la inauguración, respaldaron la iniciativa, que también nacionalizaría el litio y, según el oficialismo, "acaba con abusos y saqueos" de los privados, que ahora abarcan más del 60 % de la generación.


“México entró tarde y mal al modelo neoliberal en el sector energético. Hoy tenemos la posibilidad de enderezar el rumbo, ya muy pocos en el mundo creen en eso. Ordenemos el futuro”, declaró Claudia Sheinbaum, jefa de Gobierno de la Ciudad de México, al participar en el acto.


El parlamento abierto, que terminará el 15 de febrero, ocurre después de que la alianza oficialista perdió en las elecciones intermedias de 2021 la mayoría calificada de dos tercios de la Cámara Baja necesaria para avalar reformas constitucionales.


“Vemos con satisfacción que en la iniciativa que envió el señor presidente de la república hay también el marco para hacer un debate amplio y esto habla bien de nuestro país”, manifestó el opositor Rubén Moreira, presidente de la Junta de Coordinación Política (Jucopo) de la Cámara.


En tanto, el liberal Movimiento Ciudadano (MC), de otro sector de la oposición, advirtió de los "riesgos económicos y socioambientales" de la reforma.


“Las emisiones de carbono de nuestro país están en riesgo de incrementarse hasta en un 65 % y que el precio de la luz podría subir entre un 32 % y un 54 % de aprobarse la actual propuesta de reforma eléctrica, eso según un informe del Laboratorio Nacional de Energía Renovable”, citó el diputado Jorge Álvarez Máynez.


Mientras que Jorge Romero, líder de los diputados del derechista Partido Acción Nacional (PAN), mayor opositor del Gobierno, avisó que "defenderá a muerte” la libre competitividad y los avances en medioambiente.


Dentro de la alianza oficialista, el Partido Verde Ecologista de México (PVEM), que antes era parte de la coalición gobernante que aprobó la reforma energética de 2013, expresó su apoyo a la reforma, pero con matices.


“Los diputados del Partido Verde estarán al pendiente de que esta reforma se lleve a cabo, pero siempre y cuando también (se esté) cumpliendo con el cuidado al medio ambiente y, sobre todo, buscando energías limpias”, comentó Ricardo Gallardo, gobernador del central San Luis Potosí.