• EFE

México anuncia modernización de cruce vecino a puente que conecta con El Paso

Ciudad Juárez.- El Gobierno de México anunció este miércoles la modernización del cruce internacional San Jerónimo-Santa Teresa, que se ubica a unos 23 kilómetros del puente internacional Paso del Norte que conecta con la ciudad de El Paso, Texas.


El titular de la Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE) de México, Marcelo Ebrard, fue el encargado de dar a conocer el proyecto en una conferencia de prensa llevada a cabo en Ciudad Juárez, fronteriza con Estados Unidos.

Ebrard informó que la inversión para la modernización de esta zona ronda los 440 millones de pesos (unos 22 millones de dólares) en la que se estima crecerán de 1.600 a 4.000 los cruces de automóviles al día, esto de aquí a dos años.

El proyecto, explicó el canciller, contempla una obra en general con una inversión de 146 millones de pesos (7,3 millones de dólares) y un equipamiento por 294 millones de pesos (14,7 millones de dólares).

Sobre la importancia de equipar y modernizar el cruce, Ebrard dijo que el principal objetivo es que la obra "esté en tiempo y forma para los requerimientos".

Refirió que la obra es importante para el futuro porque se espera un crecimiento en los envíos de las empresas de Asia a Norteamérica y especialmente hacia México.


Mencionó que esta remodelación se originó por las acciones de hace unos meses del Gobernador de Texas Greg Abbott, quien "con sus revisiones minuciosas (a vehículos de carga) en los diferentes cruces, hizo perder millones de dólares" a ambos países.

Recordó que el gobernante texano justificó dichas inspecciones para localizar armas y migrantes.

En su turno, Alicia Keyes, Secretaria de Desarrollo Económico de Nuevo México, informó en el acto que el Gobierno que representa ha invertido 74 millones de dólares en infraestructura fronteriza, con la mexicana Ciudad Juárez.

Detalló que la administración actual, dirigida por Michelle Luján invirtió 50 millones de dólares en la carretera fronteriza, 20 millones en el aeropuerto y otros 7 millones de dólares en la planta de tratamiento de agua en Santa Teresa.

"Trabajamos mano a mano con nuestros amigos de Chihuahua, de Ciudad de México y del Gobierno de Estados Unidos para expandir y modernizar el cruce de Santa Teresa", declaró Keyes.

Además, subrayo su compromiso con la frontera para agilizar y multiplicar el flujo de vehículos entre ambos puntos de la frontera a corto y mediano plazo.