• EFE

Nuevo León ocupa primer lugar mundial en obesidad infantil

Monterrey.- Unos 300.000 menores de edad, el 36 % de la población que cursa educación básica en Nuevo León, estado del norte de México, padece de obesidad infantil, aseguró la investigadora Elizabeth Solís Pérez, por lo que, según la Secretaría de Salud estatal, la entidad ocupa el primer lugar nacional y mundial en este problema.


Solís Pérez, exdirectora de la Facultad de Salud Pública y Nutrición de la Universidad Autónoma de Nuevo León (UANL), señaló en una entrevista con EFE que la obesidad infantil no se trata de un problema menor porque, además, cerca del 40 % de los 300.000 estudiantes que la padecen presentan ya síndrome metabólico.

“Siempre doy esos números porque no es lo mismo verlo a la ligera", detalló.

Mencionó que el síndrome metabólico representa una condición a la que se le agregan problemas asociados, como la presión arterial elevada, así como triglicéridos, que son lípidos o grasas en la sangre, que representan un riesgo cardiometabólico.

“Tenemos a 12,5 % de estos niños que ya traen enzimas hepáticas al doble, lo que es un signo de riesgo de enfermedad de hígado graso, no alcohólico, es decir, la grasa exterior que se va acumulando e intrahepática son riesgos para enfermedad cardiovascular temprana”, indicó.


Añadió que ya se está discutiendo que Nuevo León enfrenta un grave problema de salud pública porque la obesidad lleva a otra enfermedad, que es la diabetes tipo 2.

“Estos niños no tienen una condición saludable, estamos hablando de una enfermedad, la obesidad ya es una enfermedad. Le agregas el síndrome metabólico y ahí ya es otra condición porque le vas agregando riesgos cardiovasculares", explicó.

Expuso que la enfermedad número uno entre la población de adultos es la diabetes tipo 2, que trae una serie de complicaciones como los infartos.

“Estamos hablando de un problema de salud pública. Se habla de que es la otra pandemia, la obesidad es un problema de salud mundial, los países están lidiando con esto”, sostuvo.