• Redacción

Selva Política

MIGUEL BARBA


*Alertan Diputados por el Creciente Número de Casos de Sarampión en México

*Anuncia PAN que Tiene Listo un Plan Económico Para Enfrentar la Contingencia

El Instituto de Salud para el Bienestar (Insabi) y el Instituto Nacional de Enfermedades Respiratorias (INER) enfrentan serios problemas para atender la creciente demanda de posibles casos de Covid-19 y sarampión, afirmó la diputada Mónica Almeida López (PRD).

Ayer la legisladora puntualizó que la precariedad del sistema de salud en México va en aumento y cada vez es más evidente la falta de protocolos para atender estos virus y otros problemas derivados de la falta de reglas de operación que el gobierno dejó de lado al crear el Insabi.

“Lamentablemente los pronósticos sobre el Insabi se están cumpliendo. El organismo de salud ha compartido que trabaja bajo su capacidad instalada y no dispone en este momento de equipo médico para dar atención a la población que pudiera verse afectada por el Coronavirus”, dijo.

Aseveró que dos semanas antes de que empezara la etapa de emergencia por el crecimiento de contagios del Covid 19, el director del Insabi, Juan Antonio Ferrer Aguilar, envió una solicitud a la Unidad de Inversión de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP) para solicitar 145 millones 200 mil pesos, a ejercer inmediatamente a fin de obtener equipamiento para la atención de emergencia epidemiológica.

“Pese al gran presupuesto con que nació este instituto, no contaba con las proyecciones económicas para poder brindar atención de servicios de salud, y ya con recursos presupuestados carece de reglas de operación".

Además, resaltó, los recursos que se destinan al sector salud son muy bajos, y el gasto público por persona en prevención de la salud en México es una quinta parte de lo que se gasta en el promedio de los países de la Organización para la Cooperación y Desarrollo Económicos (OCDE). Ese monto tampoco alcanza para cubrir el costo unitario de prevención del paquete más básico.

De acuerdo con el Consejo Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo Social (Coneval), alrededor de 20 millones 244 mil mexicanos podrían enfrentar el coronavirus con un rezago en el acceso a los servicios de salud.

"Resulta urgente tomar medidas legislativas, pero sobre todo operativas y presupuestales, para con ello evitar que esta pandemia tenga consecuencias catastróficas como en diversos países europeos", agregó Almeida López.



En su momento, el subcoordinador de Difusión y Mensaje del Grupo Parlamentario del PAN, Carlos Castaños Valenzuela, informó que su bancada diseñó un plan de contingencia ante la pandemia del coronavirus (Covid-19), que permitiría al Gobierno Federal disponer de un fondo aproximado de 400 mil millones de pesos para reducir el impacto económico, evitar la pérdida de empleos e incentivar el mercado interno.

"Acción Nacional propone enfrentar esta crisis sin recurrir a contratación de deuda y, de ser necesario, se deben cancelar todos los proyectos faraónicos de esta administración, que únicamente están frenando el desarrollo del país", señaló en un comunicado.

Advirtió que las empresas se verán afectadas, pero sobre todo el bolsillo de los mexicanos, derivado de la crisis en materia de salud y financiera, resultado de las malas decisiones de la presente administración, aunado a la caída de los precios del petróleo, la depreciación del peso y el Covid-19.

Castaños Valenzuela subrayó que su bancada propone un plan económico apegado a la austeridad republicana del Gobierno Federal, por lo que planteó implementar un seguro temporal de desempleo, para las personas que por la crisis sean despedidos de su fuente de trabajo.

Asimismo, legislar en materia de teletrabajo, para permitir a los trabajadores laborar desde sus domicilios, brindándoles certidumbre respecto de sus salarios y responsabilidades.

Establecer un programa temporal de suficiencia medicinal y alimentaria, para que las familias en situación de vulnerabilidad reciban un apoyo económico que los ayude a satisfacer estas necesidades.

Además, dijo, es necesario crear un programa de empleo temporal para mitigar el desempleo y créditos gubernamentales para Pequeñas y Medianas Empresas (Pymes), con interés cero para su recuperación y estabilización económica.

El panista propuso cancelar la construcción de la refinería de Dos Bocas, Tabasco y del Tren Maya, ya que se podrían destinar los 300 mil millones de pesos de su costo para la atención de los enfermos de coronavirus, además de sostener en gran medida el plan de contingencia que proponemos.

Asimismo, usar los 70 mil millones de pesos del Fondo de Estabilización de los Ingresos Petroleros.

Sostuvo que es necesario cancelar el programa Sembrando Vida, ya que no ha cumplido con las metas establecidas al principio de la administración. Esto permitirá disponer de 25 mil millones de pesos adicionales.

Pidió acelerar los procesos de devolución de impuestos, en particular del Impuesto al Valor Agregado (IVA) y suspender temporalmente los actos de fiscalización.

Además, durante la crisis suspender los pagos provisionales del ISR, particularmente en el sector aéreo, turismo, logística y transporte; y una vez superada esta etapa, disminuir este gravamen a 21 por ciento y 50 por ciento el Impuesto Especial sobre Producción y Servicios (IEPS) a gasolinas y diésel.

También suprimir el cobro de agua y luz e incrementar la disponibilidad de financiamiento y acceso a créditos para las empresas, otorgados por instituciones como Nacional Financiera o el Banco Nacional de Comercio Exterior.

"El Gobierno Federal debe corregir el rumbo económico e implementar un auténtico plan de infraestructura e inversión productiva para reactivar la economía, generar utilidades y crear empleo para la gente, así como agilizar las compras gubernamentales y un plan energético, basado en energías limpias", concluyó Carlos Castaños.

Rugidos


Sacudida

Ni duda cabe que la pandemia que enfrentamos en México nos está poniendo a prueba. Luego de que pase este amargo momento, sabremos si lo supimos hacer bien y habremos demostrado a nosotros mismos, si en la adversidad somos capaces de entendernos.

De acuerdo a las autoridades de salud, viene la etapa más compleja en el combate al contagio del virus, por lo que debemos privilegiar cumplir las recomendaciones a fin de cerrar los espacios a la pandemia, la cual lamentablemente sigue cobrando vidas en muchos países.

La sacudida a la conciencia social que enfrentamos deberá ser para bien. A partir de esto, deberemos de rescatar los valores sociales y humanos y entender de una buena vez que un elemento microscópico, nos puede limitar para manifestar nuestros sentimientos al estrechar nuestras manos.

Entradas Recientes

Ver todo