• EFE

Sube a 106 el número de muertos por lluvias en Brasil

Recife.- El número de muertos tras las lluvias torrenciales de los últimos días en el noreste de Brasil se elevó a 106, informaron este martes las autoridades locales, que continúan buscando a ocho desaparecidos.


De acuerdo con el Gobierno del estado de Pernambuco, además del número de muertos, el de damnificados aumentó a 6.198 debido a que las lluvias, a pesar de reducir su intensidad, no dan tregua, lo que impide las labores de rescate, limpieza y restablecimiento de algunos servicios como saneamiento, agua y energía eléctrica.

Las lluvias se intensificaron desde el pasado 22 de mayo y en nueve días provocaron inundaciones y deslizamientos en toda la región metropolitana de Recife, la capital de Pernambuco, principalmente en los municipios de Camaragibe, Olinda, Paulista y Jaboatao dos Guararapes.

La situación más caótica ocurrió en la mañana del sábado pasado en el humilde barrio de Jardim Monte Verde, en Jaboatoao dos Guararapes, donde varias residencias fueron sepultadas por aludes de tierra, provocados por las fuertes precipitaciones y desbordamientos de riachuelos.


Los deslizamientos en Jardim Monte Verde responden por casi el 90 % de las víctimas mortales del mayor desastre meteorológico de Recife en las últimas cinco décadas.

El hallazgo de los nuevos cuerpos puso fin a las búsquedas en la comunidad de Jardim Monteverde, una de las más afectadas, donde más de 20 personas perecieron bajo un tsunami de barro y escombros.

"Fue una tragedia, perdí muchos amigos", dijo Maria Heronize, una vecina de 49 años, conteniendo las lágrimas.

Al menos 24 municipios del estado decretaron la situación de emergencia por los estragos, que dejaron más de seis mil personas sin hogar o desplazadas, así como grandes daños en las infraestructuras.

Las lluvias empezaron a mediados de la semana pasada, pero se intensificaron el fin de semana.

Entre la noche del viernes y la mañana del sábado, el volumen de agua alcanzó el 70% de lo esperado para todo el mes de mayo en algunos puntos de la capital.