• RUBÉN PÉREZ

Temen en albergue de migrantes por constante irrupción de grupos armados

Tuxtla.- Organizaciones nacionales e internacionales y encargados del Albergue Casa Betania Santa Martha, ubicada en el municipio de Salto de Agua, denunciaron que, de nueva cuenta, fueron víctimas de hostigamiento por parte de personas armadas que, el pasado 12 de octubre, entraron a ese lugar para supuestamente buscar a una menor de edad desaparecida.



Explicaron que ese día, como a las 19:30 horas, cerca de ocho desconocidos con armas cortas y largas irrumpieron y amenazaron a personas defensoras de derechos humanos presentes en la entidad.


La Casa Betania Santa Martha es un albergue que provee hospedaje, alimentación y servicios básicos de salud a personas en tránsito en Salto de Agua, y está a cargo de cinco sacerdotes del Verbo Divino y cuatro hermanas Franciscanas Misioneras de María (FMM), además de personas voluntarias que trabajan a favor de los derechos humanos de las personas migrantes.


Como se les negó el acceso, los individuos, quienes según pertenecían a la “Fiscalía” pero nunca enseñaron un documento ni identificaciones, intentaron derribar la puerta del inmueble con piedras y amenazaron al personal con “llevárselos” con ellos y acusarles de secuestro y retención ilegal de menores.


En este proceso, recordaron, los sujetos apuntaban sus armas contra el personal, por lo que finalmente les abrieron la puerta.


“Cuatro hombres armados ingresaron entonces al albergue con la justificativa de verificar que la presunta menor desaparecida no estuviera en el lugar. Durante el allanamiento, dos individuos retuvieron de forma violenta al psicólogo del albergue”, evidenciaron.


De acuerdo con el reporte, un individuo se identificó verbalmente como presunto comandante de la Fiscalía y exigió al psicólogo darle acceso a la base de datos del albergue.


Asimismo, agregaron, un migrante fue agredido al tener su celular en la mano. “Los individuos armados le revisaron su teléfono mientras le ordenaban descubrir su rostro e informar sus datos”.


Policías uniformados y elementos de Protección Civil también llegaron al lugar mientras el allanamiento estaba en proceso, pero no intervinieron ni levantaron denuncia o información formal sobre el allanamiento ilegal, dijeron los afectados.


Rememoraron que esta es la tercera ocasión en el año que individuos desconocidos intentan entrar al albergue con el argumento de una supuesta menor de edad desaparecida.


“No es la primera vez que ocurren este tipo de agresiones, amenazas y allanamiento en el Albergue Casa Betania Santa Martha: en junio y julio de 2019 también sucedieron hechos similares, como se documentó en el informe elaborado por Front Line Defenders, el Programa de Asuntos Migratorios de la Universidad Iberoamericana Ciudad de México, y la Red Todos los Derechos para Todas y Todos, Defensores Sin Muros”, mencionaron.


Organizaciones integradas a la Red Nacional de Organismos Civiles de Derechos Humanos “Todos los Derechos para Todas y Todos” (Red TDT, (Conformada por 85 grupos de 23 estados de la República Mexicana), expresaron su preocupación ante los hechos ocurridos y llamaron a un alto inmediato a las agresiones y amenazas en contra de las y los integrantes y personas defensoras de derechos de las personas migrantes que trabajan en los albergues que brindan asistencia humanitaria y defienden sus derechos humanos.


“La intimidación a las y los defensores no debe ser tolerada por las autoridades, mucho menos, cuando estos ocurren en el marco de la búsqueda de una persona desaparecida”.